Recorro tu cuerpo…

Mis dedos, recorriendo las cavidades de tus deseos, acariciando tu piel, tropezando con tu sudor ardiente, sintiendo la humedad de la gloria de tu sexo, perdiéndose en la ansiedad de tu cuerpo, palpando ese delicioso botón que mi lengua ha hecho estremecer y humedecer y tu pasión encender…

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: