Es momento de vivir…

Llega el viento, silbando me pone sobre aviso, que el tiempo va pasando, que las heridas aún no han sanando, que ningún reloj da marcha atrás, que el pasado no se recuperará, que es momento de vivir, porque el mañana no sabemos si llegará…

Miradas…

Ella miraba a quemarropa, a matar, sin temor a quien se fuera a enamorar, calaba con sus ojos, dolía hasta el alma con la mirada, resistirse era imposible, ¿cómo borrar la marca de agua que me tatuaste en el alma?…

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: